unas palabras para comenzar

aqui teneis fragmentos de mi pensamiento, las hijas bastardas de mi mente, quizás puedan gustaros en mayor o menor medida. Aquí os dejo el recuerdo de mi olvido, los renglones torcidos de mi vida, mis nostalgias, mis anhelos, la memoria de mi olvido pero a pesar de los sentimientos, de los momentos, del pensamiento, del recuerdo y de las numerosas palabras plasmadas, siempre habrá; un silencio que se escapa.

sábado, 2 de enero de 2016

INDUDABLEMENTE


Querer
hay muchas formas de querer
y amar solo de una.

Es indudable que nos quisimos,
cuando caminábamos sin rumbo fijo
 sobre las calles contemplando los escaparates,
esos párpados de las ciudades
que muestran sus ojos llenos de felicidad hecha objeto.

Que nos quisimos en cada beso
 anclado a la piel como un tatuaje,
en cada roce sin manos,
en cada abrigo de abrazos.

Es indudable que nos quisimos
pero no que nos amasemos.

Porque jamás llegamos a tocarnos
la heridas con vendas sino con sal,
que nunca nos cosimos
sino que nos desgarramos.

Nunca llegamos a cruzar el abismo
que había para llegar al otro.

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada